visitas totales

domingo, 26 de mayo de 2013

UN PUNTO DE CAMPEON






El Elche necesitaba un punto para proclamarse campeón de la Liga Adelante después de que ayer el Almería ganase en el Municipal de Santo Domingo ante el Alcorcón (0-3). La escuadra andaluza se ha situado a seis puntos de los ilicitanos y cuanto acabe estar jornada faltarán sólo dos partidos por disputarse para el final de la competición. En el goalverage particular ambos equipos están empatados, mientras que en el general, con los tres goles que hizo ayer la escuadra de Gracia, el Elche supera a los andaluces sólo en tres dianas.

Con esa motivación, de ser campeón de la Liga y, de esa manera, ser el primer equipo de esta categoría en toda la historia que comienza y termina en el primer puesto, ha saltado hoy al campo la escuadra ilicitana después de una semana cargada de celebraciones y recepciones de todo tipo para festeja un ascenso a Primera que no se vivía en la ciudad desde hace 25 años.

El propio Fran Escribá confesó en su rueda de Prensa de viernes que "en estos momentos estamos más cerca de perderlo que de ganar dicho partido". De todas maneras, ayer el equipo trabajo bien y se confía que poder superar al filial blanco.

Diego Rivas, titular
El técnico franjiverde desea dar minutos a los menos habituales en esta Liga y ha dejado claro que "van jugar Diego Rivas y diez más". Esto supondrá el debut en la competición liguera del meta gallego.
En defensa, la baja del lesionado Pelegrín, que esta semana ha pasado por el quirófano, será ocupada por Héctor Verdés. Completarán la línea de atrás, Flaño, que una vez acabe el partido viajará a Navarra para ver nacer a su primer hijo, Etxeita y Edu Albacar. En el doble pivote, Pelayo y Mantecón o Generelo pueden ser los elegidos; con una línea de tres formada por Carles Gil, Aarón y Fidel; con Coro o Powel como hombre más en punta.

Manu Herrera, con un golpe en un dedo, es duda hasta último momento
El técnico franjiverde Fran Escribá ya anunció el viernes que Diego Rivas iba a jugar titular, pero ayer, en el entrenamiento matinal, se encontró con el contratiempo de que Manu Herrera recibiera un golpe en un dedo de la mano. El cancerbero madrileño es duda para sentarse hoy en el banquillo y hasta última hora no se sabrá si puede contar con él. Por si acaso, se ha avisado al meta del filial José Carlos, que entrena con el primer equipo, para que esté preparado. Si Manu Herrera no se recupera será José Carlos el que vea el partido junto a Fran Escribá y si no juega ningún minuto podría luego colocarse bajo los palos en el duelo que jugarán a continuación, en el estadio Martínez Valero, Elche Ilicitano y Olot, dentro de la promoción de ascenso a Segunda División B.