visitas totales

domingo, 14 de abril de 2013

GRAN TRIUNFO



La grandeza del fútbol volvió a tener un ejemplo en el partido que el Elche consiguió ganarle de forma agónica al Xerez. Líder destacado contra colista hundido. Las circunstancias de ambos conjuntos podían hacer pensar en una victoria local cómoda, pero fue todo lo contrario. Los andaluces se adelantaron en el marcador y sólo el infortunio de un penalti al final del encuentro les privó de puntuar en el Martínez Valero.

La jugada decisiva del choque llegó en el minuto 85. El Elche buscaba el triunfo y un remate de Coro se encontró con los brazos de David Prieto, que se lanzó con todo a evitar el gol. Penalti, expulsión y protestas jerezanas, encabezadas por un Prieto que dio un espectáculo bochornoso dándole una patada al banquillo de su equipo en el coliseo franjiverde. En plena tensión, a Edu Albacar no le tembló el pulso e hizo el gol que coloca a los franjiverdes más cerca de Primera.

El líder volvió a no dar buena imagen durante gran parte del choque. Consiguieron la remontada amparados más en el corazón que en la cabeza. Como les viene ocurriendo en los últimos choques, los de Escribá empezaron muy fríos y el Xerez dispuso de dos ocasiones claras en los primeros minutos, un córner cerrado que despejó mal Manu Herrera y un gol anulado a Bodipo. La campanada sonó en el minuto 16 cuando David Prieto cabeceó de forma magistral un saque de falta.

Remontada franjiverde
Pese a empezar perdiendo, el Elche intentó no ponerse nervioso y siguió con su plan de juego habitual. Hasta el descanso, ambas escuadras pudieron marcar. Tan cerca estuvo el 1-1 como el 0-2. En apenas un minuto, Manu Herrera y el larguero evitaron el segundo gol visitante y posteriormente fue Chema quien a bocajarro le sacó un gol cantado a un desafortunado Ángel. Al inicio del segundo acto, Bodipo tuvo otra ocasión clarísima para abrir brecha en el electrónico.

El empate franjiverde no llegaría hasta el minuto 68. Poco antes, Escribá había dado entrada a Powel por Ángel buscando otra variante en la posición de delantero. Pero la igualada la conseguiría Xumetra en una jugada individual que culminó con un zapatazo que escenificó la rabia del propio jugador, del resto del equipo y de una afición que presentó la mejor entrada de la temporada en el Martínez Valero.

De ahí al final, los dos equipos dieron la sensación de no querer perder el punto perdido. El Xerez por la difícil situación que atraviesa y el Elche por el colchón que tiene sobre sus perseguidores… Hasta la jugada decisiva del final que fue el fiel reflejo de la temporada de ambos conjuntos. La suerte se alió con el líder y dio la espalda, una vez más, a un colista que plantó cara a su oponente y cayó con dignidad. Una dignidad que sólo se vio manchada por la reacción de David Prieto tras su expulsión y por una patada a destiempo que le costó la roja directa a Álvaro Rey en el tiempo de descuento.

Con los tres puntos, el Elche llega a la cifra de 72, la mayor puntuación en una temporada de la historia del club y afrontará los duelos directos frente a sus rivales con un colchón de 12 puntos con el segundo (Girona) y 13 con el tercero (Alcorcón). Por su parte, el Xerez sigue con su camino tortuoso hacia Segunda B, al quedarse ya a 12 puntos de la salvación.